Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 8.288 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad de Cams ] [ Twitter TodoRelatos ]  1.458.823 Miembros | 20.078 Autores | 103.556 Relatos 
Fecha: 16-May-18 « Anterior | Siguiente » en Lésbicos

Sin buscarte te encontre 26

FerAguilar
Accesos: 1.547
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 7 min. ]
 -   + 
Final parte 1 Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a

La mejor decisión que tomé fue hace 3 años cuando le pedí matrimonio a mi querida esposa Emily, el día de nuestra boda fue él mejor día de nuestras vidas ya que estábamos uniendo nuestros destinos y nuestra vida, mi amor por ella era tanto que haría cualquier cosa por ella e incluso daría mi vida de ser necesario.

Mi vida dio un completo giro al conocer a Emily, al principio no lo quise aceptar pero me había enmorado de ella desde él primer dia en que la vi, y mi manera de evitarlo fue tratándola mal, pero simplemente me cautivó desde él primer momento.

–En que piensas mi amor? –dijo Emily quien se encontraba en mis brazos.

–Estoy pensando que tu y mi hija son lo mejor que me ha pasado en la vida –dije viendo a mi mujer y a mi pequeña hija que minutos atrás había llegado al mundo con los mismos ojos de su madre Emily.

–Me encantas cuando te pones asi de cursi –Dijo Emily.

–Tonta, te amo. –le dejé un beso en la frente antes de levantarme de aquella cama de hospital para dejarla descansar.

–Ve a comer algo amor estaré bien –Dijo tomando mi mano.

–Eso haré guapa vuelvo en un rato. –besé los labios de mi esposa y me acerqué a mi pequeña y besé su frente.

Salí del cuarto y me dirigí a la cafetería del hospital y en él camino me encontré con Melissa que venía entrando al hospital y no me había visto.

–Hey Mely por aquí –Le hice señas para que me viera.

–Oh Alondra amiga como estas –Dijo abrazándome con felicidad

–Mejor que nunca amiga, es hermosa igual a su madre. –Dije llena de orgullo.

–Que emoción me muero por conocer a mi sobrina –me abrazó nuevamente. –y Reily y Lexa donde están, pensé que estarían aquí?

–Venían en camino, es que todo fue muy rápido y hasta hace un rato les llamé –Dije apenada.

–Entiendo y a donde ibas? –Preguntó

–iba a tomar algo a la cafetería para dejar descansar un momento a Ems

–Vamos te acompaño.

Comenzamos a caminar hacia la cafeteria y se me hizo demasiado raro ver a Mely sola pero no le pregunté hasta después de un rato.

Nos servimos él café y nos sentamos en una de las mesas que había ahí,

–Vienes sola? –Pregunté curiosa

–Si, ya sabes Fabiola y sus cosas misteriosas –Dijo quitándole importancia –viene en un rato mas

–Bien –no quise preguntar mas.

Minutos después de pláticas recibí el mensaje de mi hermana que ya se encontraba en el hospital y me estaba buscando.

Caminamos hasta la sala donde estaba Reily y Lexa que al verme corrieron a abrazarme, después sentí que alguien jaló mi pantalon y pude ver a un rubio idéntico a Lexa que esperaba a que yo lo cargara.

–Holaa pequeñin como esta mi sobrino favorito –Dije haciéndole cosquillas.

–Le diré a Valeria que acabas de admitir que Kevin es tu sobrino favorito –Dijo Lexa haciendome burla.

Kevin y Valeria eran mellizos, un año despues del matrimonio de Lexa y mi hermana, decidieron tener un bebe y resultaron ser dos y eran los consentidos hasta hoy que llegó mi pequeña Amelía al mundo.

–Chismosa –Dije cargando a mi pequeño sobrino.

–Y cuando vamos a conocer a la pequeña Amelía ? –Preguntó Reily

–Vamos es hora de que conozcan a mi hermosa hija –Dije orgullosa.

Entramos al cuarto de mi esposa sin hacer mucho ruido y nos llenamos de ternura al ver a mi Ems dormida con la bebe en brazos que tambien dormía tranquilamente, no podía pedirle nada mas a la vida, tenia todo lo que quería y necesitaba.

Entramos lentamente al cuarto sin hacer ruido y seguíamos contemplando la tierna escena que nos regalaban mis dos amores, minutos después entró una de las enfermeras que lastimosamente despertó a mi esposa para poder llevarse a la niña a los cuneros.

–No quería despertarla pero es hora de llevármela en un rato mas la traigo de regreso –Dijo apenada la enfermera.

–Ok no hay problema –Dijo mi adormilada esposa.

Besó la frente de la pequeña antes de entregársela a la enfermera

–En un rato más estará de regreso no se preocupen –Dijo antes de salir con la bebe.

Nos acercamos a Emily y nos pusimos a platicar animadamente de lo hermosa que estaba mi pequeña Amelía, minutos después Fabiola se integró a nosotras y platicamos un largo rato. Decidí salir un momento a tomar un poco de aire y Fabiola me acompañó.

Salimos del hospital y Faby prendió un cigarrillo y yo prendí otro y observabamos a la gente pasar mientras fumbamos tranquilamente.

–Como te sientes ahora que ya eres mamá? –Preguntó con una sonrisa.

–Es lo mejor que me ha pasado en la vida, es algo indescriptible.. Es maravilloso –Dije con la mirada llena de felicidad.

–Me lo puedo imaginar, espero un dia poder experimentar esa sensación –Habló con una sonrisa de medio lado.

–Se están tardando tu y mely –Comenté

–Pronto les daremos la sorpresa todo a su debido tiempo.

Seguimos caminado por él pequeño camino que estaba fuera del hospital hasta que una persona que aparentemente era doctor chocó con Fabiola y siguió su camino sin decir nada, lo seguimos con la mirada extrañadas por la reacción tan rara de aquel sujeto, y de un momento a otro volteo y mi mirada se encontró con la de ese tipo y mi corazón comenzó a latir muy rápido y Fabiola lo notó al ver mi cara.

–Alondra que pasa?? –preguntó preocupada –porque tienes esa cara??

–Ese doctor... Esa mirada yo la conozco –dije asustada viendo como él sujeto se perdía de mi vista.

–Que pasa? Me estas asustando alondra dime? –Dijo alterada.

–Arturo!

–Arturo?? De que estas hablando el está muerto que estas diciendo?!!

–Era el te lo juro era su mirada!! –dije con terror

–No puede ser Al de seguro era alguien parecido tranquila porfavor –Dijo tratando de tranquilizarme

–Tienes razón, tantas emociones me tienen mal, tengo que descansar un rato –Dije tratando de olvidarme de esa mirada.

Entramos nuevamente al hospital y nos dirigimos hacia el cuarto donde estaba mi esposa con las chicas pero por alguna razón mi corazón no estaba tranquilo.

–Pasa algo? –Preguntaron las chicas al ver mi cara al entrar.

–No.. nada tranquilas solo una pequeño disgusto con un doctor que llevaba prisa y me golpeo y no se disculpó

–Ah ya.. –Dijo Lexa – amiga le comentaba a Emily que hay que hacer una fiesta para festejar él nacimiento de nuestra sobrina concentida –Agradecí internamente el cambio de tema.

–Sii! Sería genial hay que organizar algo –Dije aparentando tranquilidad.

Seguimos hablando de la fiesta que Lexa estaba planeando cuando escuchamos un alboroto afuera en los pasillos, mi alarma se Activó e inmediatamente salí a ver que sucedía y Fabiola salió detras de mi.

Caminé hasta donde estaba mucha gente cerca de los cuneros y mi preocupación aumentó mas al darme cuenta que ahí en ese lugar estaba mi pequeña, aceleré el paso y vi a varios policías hablando con la enfermera que minutos atras se había llevado a mi pequeña, lloraba y tenía un golpe en la cara y al verme se me acercó alterada

–Señora! Se han llevado a su hija!! – Dijo llorando desesperada

Mi mundo se vino abajo en cuestión de segundos, no sabia que hacer ni como procesar la información, sabía de quien se trataba y lo iba a buscar hasta debajo de las piedras.

Me deje caer en uno de los sillones que estaban cerca y lloré de rabia y miedo no tenia idea de como le iba a dar esta noticia a Emily..

–Alondra tranquila porfavor te prometo que lo voy a encontrar y lo haré pagar por todo lo que ha hecho..

–Era él Fabiola estoy segura que era él!!

–Lo se y te creo!! –dijo tomando mis manos –Por eso te prometo que lo haré sufrir como no tienes una idea

En ese momento llegaron Lexa y Reily que al verme así se alteraron

–Que mierdas está pasando??? –Dijo Reily asustada al verme llorar de esa forma.

–Arturo secuestró a la pequeña Amelía –Dijo Fabiola ya que yo no podía hablar del llanto.

–Que chingados estas diciendo?? Ese cabrón estaba muerto yo lo maté –Dijo Reily desubicada

–No, al parecer no y está de regreso, pero de esto me encargo yo –Dijo Fabiola y después se fue sin decir nada mas.

Hola a todos se que no tengo perdón jaja he tenido unos dias super estresantes llenos de trabajo y uno que otro problema personal que debido a eso no había podido continuar con el final de la historia por ese motivo he decidido hacer en dos partes el final de la historia para no hacerlos esperar mucho mas, espero que les guste! Un saludo a todos los que leen esta historia muchas gracias!! Nos leemos muy pronto. Los quiere

Fer.


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com



© FerAguilar

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (0)
\"Ver  Perfil y más Relatos de FerAguilar
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.
LWNET 1999-2018 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)