En Link World Network S.L. utilizamos cookies de Google Analytics para realizar un análisis del tráfico web que recibimos y para analizar el comportamiento de los visitantes de nuestra web. Si sigues navegando por nuestra web entenderemos que aceptas el uso de estas cookies. Más información sobre las cookies que utilizamos: Política de Cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 7.232 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Cams Porno ] [ Twitter ]  1.461.419 Miembros | 20.490 Autores | 106.316 Relatos 
Fecha: 10-May-18 « Anterior | Siguiente » en Amor filial

Cuatro hermanas con polla

Inmacul
Accesos: 39.762
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 13 min. ]
 -   + 
Segunda parte de Macarena mi diosa sexual Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a

INTRO

Convencí a mis cuñadas y mi mujer para ir a casa de la prima Macarena para hacer una orgía. Les hizo ilusión, sobre todo al saber que iban a estar sus hijos. La única condición que me puso Paca es que tenía que venir su hija Yolanda.

PACA: mi Yolanda siempre ha considerado a Macarena un ídolo sexual.

ANGEL: Vale, que venga, vais a alucinar con el ídolo sexual.

Por supuesto no les comenté que Macarena tenía poderes mágicos.

Nos recibió Macarena vestida con un fino camisón de dormir que al trasluz transparentaba sus curvas excitantes. Nos fue saludando a todos y cada uno dándonos un beso en la boca y abrazándonos. Yo sentí sus opulentos pechos contra mi cuerpo.

PACA: anda prima, no te cortas, directa al grano

MACARENA: Claro, es que tenía muchas ganas de hacerlo con vosotras, me ha contado tantas cosas Ángel.

Luego los hijos, Juan de 45 años, invidente y Manolo de 35. Y su hija Rosi, de 41 años, guapísima, con su exuberante cara llevaba puesto un peto vaquero con falda cortita.

Estuvimos tomando unas cervezas y tapas, preguntándonos por la familia.

ROSI: bueno primas, para empezar deciros que la golfa de mi madre, desde que se jubiló cada día está más cachonda. Siempre está por ahí de viaje ligando tanto con hombres y mujeres de su edad como con jovencitos. Desde que le descubrió el sexo lésbico, no le hace asco a los chochos. La verdad es que a sus 67 años su cuerpazo todavía retiene el morbo que ha tenido toda la vida y no le faltan amantes. Mirad.

Rosi le subió el camisón hasta la cabeza enseñándonos el adorado cuerpo ya viejo de su madre.

MARIANA:  qué bien se conserva la jodia, mirad que curvas tiene.

CONCHI: Si, siempre me has atraído prima, ya sabes que soy bisexual, siempre me han gustado tus caderas maravillosas, y vaya tetorras todavía  firmes que tiene el putón, con lo vieja que eres Macarena.

YOLANDA: mirad, y todavía tiene una buena pelambrera negra en el coño.

MACARENA: si mi vida, siempre me ha gustado el pelo, como en los años 70 cuando era joven. Siempre he dicho “donde hay pelo, hay alegría”.

 

PRIMER ACTO

MACARENA: bueno, y que os parece cómo está de buena mi Rosi con 41 tacos ya?. Le ha venido muy bien eso de hacerse bisexual, antes sólo quería mujeres y se estaba poniendo un poco machorra, ahora no puede ocultar la feminidad que tiene.

ANGEL: sigue los pasos de su madre, una mujer de bandera.

Rosi, le quitó el camisón de dormir a su madre y abrazándola empezaron a morrease delante de todos. Le sobaba las caderas ya con celulitis y se daban sus lenguas sin pudor. La madre le sacó el peto vaquero dejando el lustroso cuerpo, hermoso rellenito de Rosi.

No tenía pelos en el coño, resaltando un coño con una raja muy larga. En poco tiempo estaban las dos en el suelo haciendo un 69. Rosi mojaba la inmensa mata de pelo negro del coño de su madre y ésta le  metía la lengua en la raja del chumino.

MACARENA: vamos hijos ya sabéis lo que tenéis que hacer.

Los hijos se desnudaron, ambos estaban con las pollas flácidas.

ROSI: por favor primas empalmad a mis hermanos.

Conchi se prestó voluntaria con Manolo metiéndose su pene en su golosa boca. Conchi vestía para la ocasión unos shorts vaqueros de su hija con una camiseta también de esta. Anamaria fue por Juan cogiéndole un cipote morcillón de considerable tamaño empezando a cómele la cabeza. Anamaria vestía una chaqueta entallada sin nada debajo, únicamente unas medias marrones.

PACA: vaya cipote que tiene tu Juan, Macarena.  Qué bien despachado está.

Enseguida los chicos ya empalmados se fueron por su hermana y madre, Juan se puso donde estaba la cabeza de su madre comiéndole el chocho a su hermana, empezó a meter su largo cipote en el coño de Rosi alternándolo con la boca de su madre la cual albergaba su longitud hasta los huevos.

Manuel hizo lo mismo pero en el otro extremo del 69 metiendo su polla normal en la bocaza de su hermana que también se tragaba todo y en el coño negro de su madre.

De esa forma nos pusieron calientes echando el primer polvo del día, un polvo sincronizado pues se corrieron los cuatro a la vez. Juan en la boca de su madre y Manuel en la de su hermana.

PACA: Yolanda hija, las primas tienen buenas bocas como tú también. Son unas mamonas.

SEGUNDO ACTO

MACARENA: bueno, ahora junto con mis hijos vamos a explorar a las cuatro hermanas golfas que tanto le gustan a mi querido Ángel. Sentaos en los sofás queridas primas. Vamos hijos , lo haremos de menor a mayor, así que empezamos por mi querida Lola. Lola, lola, cuanto cariño te cogí cuando estuviste viviendo con nosotros y no me imaginaba lo puta que eras.

Mi mujer, Lola con sus 52 años viste unas mayas de deporte y una camiseta. Macarena se acerca a ella y la besa con pasión. Lola la abraza con sus potentes muslos por la cintura. Luego la vieja diosa le quita las mayas y las bragas haciéndole que se ponga de pié.

MACARENA: hijos, la prima Lola es famosa por su culo, dicen que es exquisito follarla por ahí. Mirad tocarlo, mirad que buen culo tiene.

Los dos hijos y la hija soban con ganas el culo de mi mujer y esta se pone cachonda enseguida, se agacha un poco y se abre los cachetes.

LOLA: mirad que agujero tengo después de tanto follar por el culo.

Les enseña el ano que voluntariamente abre y cierra mostrando su agujero negro.

MACARENA: chúpaselo un poco Rosi para que tu hermano Juan pueda meter su nabo hasta el fondo.

Después de hacer eso, Macarena le dice a su hijo que se la saque. Con sus dos manos le estira al máximo el esfínter anal y le dice a su hijo pequeño que le meta una mano. Manuel introduce su puño dentro pero la madre ve que aun le cabe más así que hace sitio para meter también su mano dentro del culo de mi mujer.

Lola se corre de gusto frotándose la pipa.

MACARENA: muy bien zorrita, ahora dinos qué es lo mejor de tu hermana Conchi.

Mi mujer le dice que su boca. Se acercan a mi cuñada Conchi que a sus 54 años viste unos shorts cortos de su hija mostrando sus piernas con varices y una camiseta. Macarena la besa, enseguida Conchi toma el control metiéndole su obscena lengua tan grande y gorda como una polla en la boca.

MACARENA: buaff,,, niños que lengua tiene esta puta. Probadla.

CONCHI: espérate un poco prima que te sobe tu cuerpazo que siempre he deseado. Joder que buena estás tía.

Conchi sobaba el culazo de Macarena, le tiraba de la mata de pelos del coño, le magreaba los pechos. En seguida, la hija ocupó su lugar y Conchi siguió con el sobeteo llegando a meterle un dedo en el chocho de Rosi y chupárselo.

CONCHI: Ummh, que caldos más buenos tiene tu hija prima, estoy deseando comérmela.

Rosi ocupó su lugar en el sofá, abrió sus piernas y abriéndose la larga raja de su coño dijo

ROSI: venga cochina, cómeme el higo y hazme llegar al orgasmo.

Conchi le hizo una comida de concha con su superdotada lengua. Se la metía en la vagina y se la sacaba como si fuera una polla. Poco tardó Rosi en llenarle la boca a Conchi de jugos.

Paca ya estaba esperando su turno, como sabía que su mejor atributo eran sus tetas ya estaba con ellas fuera del escote grande de su vestido azul de gasa.

 PACA: eh, eh, conmigo viene mi Yolanda, así que aquí estamos las dos, yo con mis tetorras y ella con su garganta profunda.

Yolanda vestía un uniforme colegial con calcetines, falda de tablas cortita y polo.

Macarena se abalanza sobre Paca y le mama las tetas grandes mientras le dice a su hijo Juan.

MACARENA: a ver si esa boca de la prima Yolanda es igual de tragona que la nuestra, prueba primero con tu pollón.

Macarena mientras amasa las ubres de Paca y le tironea de los pezones gordos observa como su hijo mayor introduce si n dificultad su polla grande en la garganta de Yolanda hasta los huevos.

Paca: ves macarena? Enterita, vaya garganta tiene la jodia.

MACARENA: la garganta de mi Rosi es capaz de tragarse más. Yolanda méteme el antebrazo en mi coño para lubricártelo.

Yolanda, con ganas le mete el puño en el coño abierto de la vieja jamona y empuja. Se asombra de que le entra hasta el codo.

MACARENA: ah, qué gusto. Ahora sácalo y méteselo en la boca a mi hija.

Yolanda confusa saca su brazo lleno de flujos de Macarena y le mete la mano en la amplia ya ancha boca de Rosi que le esperaba abierta y con la lengua fuera goteando saliva.

MACARENA: empuja hacia abajo sin miedo!

Yolanda va introduciendo su brazo poco a poco en la garganta de Rosi. La garganta se hincha como una serpiente cuando traga a su presa. Con miedo sigue empujando esófago abajo hasta que le llega casi al estómago.

MARIANA: imposible, nunca había visto nada igual!

Yolanda le coge el brazo y se lo saca rápidamente para poder respirar, al hacerlo vomita varios chorros que caen sobre el cuerpo desnudo de su madre.

MACARENA: guarra, hija de puta, que me haces me vomitas encima.

Diciendo eso macarena se corre de excitación expulsando varios chorritos de corrida que caen al suelo.

Después de limpiarse en el baño, prosiguen con la hermana mayor, Anamaría. Esta está con su chaqueta cerrada y las patorras llenas de varices con medias beigs.

MACARENA: entonces lo mejor de tu cuerpo es tu coñazo, me han dicho que te metes de todo ahí. Vamos a verlo.

Macarena le abre el amplio chochamen de la hermana de 65 años y le mete su puño. No obstante le indica a sus tres hijos que también lo hagan.

ANAMARÍA: todos a la vez no, brutos.

MACARENA: chicos, todos a la vez.

Dos, tres y cuatro puños dentro del coño de Anamaria. Se coordinaron de tal forma que empezaron a magrear las paredes de la enorme vagina y útero de forma que le provocaron el primer orgasmo de la noche.

MARIANA: AHggg, hijos de puta, cabrones, qué me hacéis, me reventáis mi coño!. Buaaaaggg, me corro, me corro, me corro……

TERCER ACTO

MACARENA: Buen orgasmo Mariana, para la edad que tienes aun estás en forma.

MARIANA: pues anda que los orgasmos que tienes tú no son normales según me han contado y eres más vieja que yo.

MACARENA: bueno yo he sido muy ardiente toda mi vida, cuando estaba casada me tenía que pajear todos los días porque mi marido no me satisfacía lo suficiente, y ahora de vieja se me ha disparado la libido y follo más que nunca.

ROSI; primas, la bestia de mi madre tiene el record de 100 orgasmos en un día.

CONCHI: venga ya!

ROSI: Coño que sí, que yo fui testigo. Estuve dándole de comer y beber durante las 24 horas que no pararon de follarsela un tío tras otro, 25 hombres conté. Y la muy puta no se cansaba de correrse. Cuando llegó a los cien estaba hecha polvo y tenía el culo y el coño destrozados.

MACARENA: bueno, la verdad hay que decirla, yo juego con ventaja, desde que estuve hace dos años en el Tíbet, un sacerdote me transfirió el poder de manipular las mentes a favor del sexo. Esto hace que pueda correrme todas las veces que me dé la gana y también las cosas que vais a ver a continuación. No os asustéis ni me preguntéis como lo hago. Es simplemente magia.

MACARENA: Para empezar, y a petición de nuestro querido Ángel, vamos a hacer una bacanal de pollas, a todas nos encantan las pollas y a Ángel le gustan también en las mujeres. Si os miráis veréis que todas tenéis penes, que de momento son como los tendríais genéticamente si fueseis hombres.

Mi mujer se mira la entrepierna y se ve una pichita no muy grande pero tiesa a más no poder,

LOLA: ostias, pero si me estoy corriendo sin tocarme!. Que dura la tengo.

MARIANA: joder, vaya pollón tengo, parece la de un burro!. ¿Así la tendría yo si fuera macho?,

MACARENA: Si prima, estás bien dotada y eso que no está empalmada veremos cómo se pone cuando la tengas tiesa, si ahora te llega casi a las rodillas.

MARIANA: pero no tenemos huevos.

CONCHI: hermana, yo sí mira, tengo una polla normalita con sus huevos normalitos. Que rara me  siento, no tengo coño, soy un hombre con cuerpo de mujer. La ostia puta Paca mira que nabo tienes, pero mira que nuevos colgantes más gordos, dios mío!

Paca, se levantó la falda dejando ver un pene muy gordo, no muy largo, pero lo que más destacaba era esa bolsa colgante sin pelos con dos cojones muy gordos que hacían juego con sus tetas gordas.

PACA: yo tampoco tengo coño.

YOLANDA: pues la única que tengo coño y huevos y polla soy yo, mirad.

Yolanda tenía un cipote largo como el de su padre con buenos cojones y debajo conservaba su coño.

Todas se recreaban tocándose sus pollas y se excitaban  poniéndoles empalmadas. A Mariana le creció una tranca enorme que con el peso apenas se le subía, ella la cogía y abriéndose la chaqueta se la llevó hacia el pecho llevándosela hasta las tetas de larga que era.

MACARENA: Ángel, puedes pasar revista a las pollas de tus mujeres.

Empecé con mi mujer, me acerqué a ella y le agarré su pito tieso. Estaba muy duro, se la meneé dos veces y empezó a eyacular un semen muy transparente, lanzándolo a mucha distancia. Me agache y me la metí en la boca, de pronto sentí como volvía a expulsar chorritos de líquido.

ANGEL: no veas Lola, no paras de correrte y no se te baja.

LOLA: uff, que gustito da la corrida masculina, estoy muy cachonda.

Después me voy por Anamaría que ya tenía la tranca morcillona, le quito la chaqueta  y juego con su serpiente, la magreo poniéndosela tiesa. Pesa tanto que no consigue subir para arriba, se la meto dentro de una media.

ANGEL: mira cuñá, así puedes ir por la calle sin que se te note el trabuco.

Se la vuelvo a sacar y se la subo hacia el pecho. Sin exagerar , le llega hasta el principio de las caídas tetas. Me abrazo con ella sintiendo el cipote en la barriga. Se la meto entre los pechos y se la meneo, sale líquido preseminal.

Anamaría baja la cabeza y llega hasta su gordo glande empezando a chuparlo. Yo hago lo mismo degustando sus flujos masculinos. Entre los dos chupamos la tranca, mientras yo le meto un puño en el coño abierto. Se corre por el chocho sin llegar a eyacular. La dejo.

Me voy por Paca, le quito el vestido azul dejándola en pelotas. Está divina, le hace juego las tetonas con los nuevos gordos. Aun tiene el nabo morcillón. Se lo agarro con mi mano y lo aprieto como si estuviese inflando una perilla, se va haciendo más gordo cada vez pero no llega a ponerse duro. Le agarro con la otra mano los huevos magreandoselos y tirando de ellos.

PACA: ah, que gustazo cuñao, que gusto da una polla, sigue magreandome los cojones fuerte. Me voy a correr. Aaaahhhggg, aaaaahhhggg, que gusto!

Me suelta un chorro de leche mientras yo estaba chupándole el glande cerrado por el prepucio,  una plasta enorme de yogur, un semen totalmente blanco y muy cuajado que no consigo tragar y cae de golpe al suelo dejando una plasta bastante grande.

ANGEL: me parece que tu hijo ha salido a ti en las corridas Paca. Ahora tu hija.

Yolanda me espera ya agachada con su uniforme de colegiala a cuatro patas en el suelo. Le cuelga la polla entre las piernas.

YOLANDA: fóllame por detrás mientras me la meneas tito.

Se la meto en su chocho caliente y le agarro el cipote largo, mientras me corro, que no duro mucho porque estoy muy excitado, se la meneo y sobo su largo pene haciéndola eyacular directamente al suelo.

YOLANDA: uummmh, ahhh, me corro por el coño y la polla a la vez, doble gustazo mamá.

Por último me voy por Conchi que está meneándosela

CONCHI; ponte a cuatro patas maricon , que te voy a dar por culo. Sinvergüenza , que yo sé que eso es lo que te gusta a ti.

Le obedezco, se agacha y con su maravillosa lengua me lubrica el ojete. De pronto siento como me penetra su polla dura y gorda. Me folla con ganas mientras me menea mi poya morcillona. En poco tiempo se corre dentro de mí echándome su lechada en el recto.

Mientras Conchi me follaba, los demás estaban cachondos perdidos de forma que vi como  mi mujer  se tiraba a Manuel también a cuatro patas sin dejar de eyacular en su culo, Paca de nuevo caliente le metió su gordo nabo en el culo de su hija soltándole otra plasta de engrudo dentro y Rosi se follaba a su hermano Antonio con su gran polla.

CUARTO ACTO

Después de corrernos descansamos un poco mientras vemos que Macarena coge a su hijo pequeño y agarrándole la polla la estira convirtiéndola literalmente en un pene erecto de caballo.

MACARENA: Me gusta que mi hijo me folle como si fuese una yegua.  Y me gusta que mi hijo Juan vea el folleteo.

Macarena le pasa la mano llena de jugos de su coño por os ojos a su hijo mayor de de pronto recobra la visión metiéndole mano a su madre.

MACARENA: mira Juanillo el coño de vaca que tengo.

Efectivamente, Macarena se había cambiado su coño, ya no era el chocho con labios oscuros colgantes, era un coño de vaca, grande y gordo. De manera que su hijo pequeño poniéndola a cuatro patas le mete la tranca de caballo hasta el fondo. Debía tener una vagina de vaca también.

Continuará…


Comunidad de Autores y Lectores de TodoRelatos
Chatea online con webcams!

comunidad.todorelatos.com



© Inmacul

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (0)
\"Ver  Perfil y más Relatos de Inmacul
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
Ashley Madison - Ten una aventura. Infidelidad.


100 MONEDAS GRATIS EN LA COMUNIDAD TODORELATOS