Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con sus preferencias.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.
Usuario:
 Contraseña:
 CREAR CUENTA  Recordar Clave  Ayuda
 6.644 Usuarios Conectados [ Contactos ] [ Comunidad TodoRelatos (Cams) ]  1.438.065 Miembros | 17.633 Autores | 86.407 Relatos 
NOVEDADES CATEGORÍAS TOP100 AUTORES BUSCADOR
TODORELATOS » TRIOS » SACÁNDOME FOTOS PARA MI ESPOSO
[ +
Nuevas series de Videos Amateur
Los reyes del fuking en Internet!.

Haz click aquí para entrar!

ZONA SEXO

CONTACTOS

SEXSHOP

COMUNIDAD/CHAT

VIDEOS X
Fecha: 16-Sep-08 « Anterior | Siguiente » en Trios

Sacándome fotos para mi esposo

Melyna73
Accesos: 118.885
Valoración media:
Tiempo estimado de lectura: [ 10 min. ]
 -   + 
Un ex compañerpo de la facultad y su amigo me sacaron fotos desnudas para mandarle a mi esposo que estaba en otra ciudad. (CON FOTOS) Version para imprimirEnviar este relato a un amigo/a

Este es el mismo relato que publiqué en ORGIAS por error. Lo considero mas atinado publicarlo en TRIOS. Además lo amplié en detalles e incluyo otra foto de esa tarde caliente. Muy pronto publicaré la segunda parte y esta si va a merecer estar en ORGIAS. Espero que me escriban a mi dirección opinando para que me apure a terminar la segunda parte de lo vivido a MELYNA_730@YAHOO.COM.AR.

Me llamo Melyna, tengo 35 años, soy psicóloga y vivo en la capital de la provincia de Tucumán-Argentina. Soy atractiva, bonita de cara, muy buen cuerpo y preciosas piernas. Estoy casada con Ricardo, cinco años mayor que yo.

En el verano del año 2.002, ya hacia un mes que Ricardo se encontraba en la Capital Federal por razones laborales. Nuestras charlas telefónicas nocturnas eran interminables y muy calientes. Permanentemente me decía de las ganas que tenía de cogerme. Yo le pedía que me fuera fiel y el me decía que era difícil "mancarse" un mes sin sexo. Yo le decía que se masturbara para calmar su ansiedad. El me respondía que lo haría pero que necesitaba inspirarse, por lo que me pedía que inventara historias eróticas donde yo era exclusiva protagonista. Yo accedía a sus deseos. Tanto excitaba esto a mi esposo que muchas veces mientras hablábamos por teléfono se masturbaba hasta el orgasmo.

En una de esas largas charlas telefónicas mi esposo me pidió que para hacer más fuerte y reales esas fantasías, me hiciera sacar fotos desnudas con alguna amiga con la cámara digital y que después utilizara algún programa de computación para trucar las fotos y aparecer yo en actitudes sexuales con hombres, haciendo el amor, practicando sexo oral, etc. Acepté no muy convencida la propuesta pues me daba un poco de vergüenza pedirle a alguna amiga me sacara ese tipo de fotos.

A la tarde fui al centro a hacer una compra al centro. Casualmente me encontré con un ex-compañero de la facultad el que siempre quiso tener historias conmigo pero que yo rechacé una y otra vez, no por que no fuera atractivo sino por que yo estaba muy enamorada del que en ese momento era mi novio y ahora esposo Ricardo. Jorge (así se llamaba) me contó que estaba separado y compartía un departamento a pocos metros del lugar con un amigo profesor de educación física y entrenador personal. Yo estaba vestida con una pollera muy cortita que hacía lucir mis torneadas piernas, llevaba un tops sin corpiño por lo que se adivinaban a trasluz mis pezones. Noté que mi ex-compañero de estudios estaba embobado admirándome. Con un poco de vergüenza le conté la fantasía de mi esposo y le pregunté si el con la colaboración de su amigo estarían dispuestos a tomarme fotografías desnudas.

Sumamente excitado dijo al momento que si pero que no era necesario hablar con su amigo, que le pediría que lo dejara solo en el departamento. Insistí que quería que no estuviéramos solos pues temía que el quisiera ir mas allá conmigo. Me prometió que se contentaría con ver mi cuerpo desnudo y no se propasaría. Insistí que solo con el no haría nada, que hablara con su amigo y si estaban dispuestos haríamos las sesiones de fotografía. Con resignación Jorge aceptó, quedando en llamarme al otro día para combinar el encuentro.

A las dos horas recibo un llamado en mi celular. Era jorge que me llamaba para decirme que había hablado con su amigo Luis y que este aceptaba encantado. Estaba tan entusiasmado que quería hacer las fotos ese mismo día. Le contesté que tuviera calma que primero tenía que prepararme adecuadamente, buscando prendas audaces que luciría en las fotos, por lo que programamos el encuentro para el otro día a las 15.00 horas.

Al llegar a mi casa se mezclaban emociones intensas y contradictorias, una rara mezcla de excitación e incertidumbre. Me preguntaba que pasaría cuando estuviera desnuda ante ellos. Como reaccionarían? Como me sentiría yo desnuda ante dos hombres atractivos y excitados?. Esa noche cuando mi esposo me llamó le conté de mi encuentro con mi amigo Jorge y en lo que habíamos quedado, aunque el supuso que era una historia que yo estaba inventando para excitarlo, no imaginaba que era cierto y que al otro día iba a estar completamente desnuda ante dos hombres.

Al otro día puntualmente llegué al departamento, Jorge me presentó a su amigo Luis, de unos 30 años, muy atractivo, cuerpo atlético, ojos verdes y cara de niño. Me saludó con un beso en la mejilla y noté que sus labios se quedaron más tiempo del debido como si quisiera comerme en ese instante. Ambos lucían shorts y musculosas, preguntándome al mismo tiempo si no me molestaba si se quitaban sus musculosas por el calor reinante. Primero pensé en negarle el pedido pero luego pensé que no tenía sentido si de todos modos ellos me verían desnuda a mí. Al instante se quitaron sus musculosas y pudo observar sus excelentemente trabajados torsos. Un leve cosquilleo invadió mi cuerpo.

Traté de sustraerme a una incipiente excitación explicándole lo que quería mi esposo. Que las fotos no serían de desnudos totales sino de sugerencias y que luego ello podían trucarlas para que yo apareciera como una "puta".

La primera foto fue recostada sobre la cama de Jorge exhibiendo mis piernas. En otra me senté tomándome de las rodillas de tal forma que quedaba a la vista mi tanguita negra metida en mi vagina, viéndose parte de los labios vaginales. El clima comenzó a calentarse a juzgar por los bultos que crecían debajo de los shorts de los chicos.

Para la tercera foto, me quite la pollera, y la tanga (sostén no llevaba), me coloqué un par de ligas, y con la solera negra traté de tapar mi vagina, cosa que no conseguí pues era corta y al ponerme en pose sobre la cama, era exhibida directamente a los ojos de los chicos. Flashearon como cinco veces, en cuatro de ellas de cuerpo completo con rostro y la última ocultando mi rostro con mi cabello girando la cabeza hacia mi derecha. (Es la foto que exhibo a continuación)

Luego saque de mi bolsito un baby doll. Entré a la habitación contigua a cambiarme. Me desnudé completamente. A través de un espejo observé como los chicos me espiaban y se tocaban la entrepierna, pero no me inmute. El baby doll era transparente sobre mi cuerpo desnudo. Mis pezones erectos eran perfectamente observables a través de la gasa.

Uno de los chicos me sugirió sacarme una foto en la misma posición que la segunda foto, es decir sentada tomándome la rodilla. Dudé puesto que me di cuenta que de esa manera mi vagina quedaría completamente a la vista de los dos chicos pues no llevaba puesta ropa interior de ningún tipo. Luego pensé que mi esposo me había pedido fotos muy audaces por lo que acepte la sugerencia y me coloqué en la posición solicitada. Mi vagina en forma completa era exhibida directamente a los ojos de ellos.

Luego saqué del bolso una blusa de tejido completamente transparente. Fui nuevamente a la habitación contigua y me desnudé completamente. Lo hice lentamente mientras observaba como los chicos me espiaban. Me puse la blusa y me exhibí para las fotos. Era como estar desnuda dado que se observaba sin dificultad mis pechos y sobre todo mi vagina.

Jorge me dijo que para poder trucar correctamente las fotos debía tomarme alguna completamente desnuda. Ya excitada no puse reparo en aceptar pues la camisola de hilo que tenía puesta no tapaba absolutamente nada, así que mucho no cambiaría. Me quité delante de ellos la prenda. Me recosté boca arriba sobre la cama y abrí las piernas flexionando la pierna derecha exhibiendo provocativamente mi vagina. (Es la foto que exhibo a continuación)

El clima se volvió intensamente sexual. Los chicos se tocaban a través del short sus miembros sin disimulo. Noté que las cosas se estaban yendo de las manos por lo que decidí poner fin a la sesión de fotos. Me incorporé de la cama y tome mi ropa para vestirme. Entonces Luis me dijo que para poder trucar las fotos y que yo apareciera con otro hombre era necesario sacar fotos a un hombre o dos desnudos, ofreciéndose ellos como modelos. Les dije que tomaran alguna foto de algún hombre tan habituales en internet, pero Jorge me dijo que el trucamiento de esa manera sería muy evidente pues el fondo de le escena sería diferente por lo que sugerían que uno de ellos o los dos se desnudaran para así sacarse fotos y utilizar a posteriori esa foto para el trucamiento. Estuve a punto de decirle que se sacaran las fotos entre ellos que no era necesaria mi presencia, pero llevada por la excitación que invadía mi cuerpo y deseosa de ver esos viriles cuerpos desnudos, acepté. Discutieron entre los dos acerca de quien se desnudaba primero y luego me preguntaron si tenía inconvenientes que se desnudaran los dos. Acepté dominada por la excitación.

A los pocos segundos ambos se encontraban completamente desnudos. Sus miembros completamente parados, denotaban la enorme excitación que los embargaba. Sentí que mis líquidos vaginales se deslizaban tenuemente por mi entrepierna. Quise detener todo, no estaba segura si podría controlarme y no quería engañar a mi esposo.

Me pidieron me recostara desnuda sobre la cama, lo hice sin dudar. Luis se acostó a mi lado y Jorge comenzó a sacar las fotos de ambos desnudos pero sin posición sexual. Jorge me propuso que para que el trucaje resultara más fácil imitara poses sexuales con ellos. Acepté pero con el límite de que no pasaría mas que de simples insinuaciones.

La primera de las fotos sugerida, era simular que yo estuviera practicándole sexo oral a Luis. Ambos nos arrodillamos sobre la cama, di la espalda a la foto exhibiendo mi cola. El enorme miembro se situó a la altura de mi rostro. Lo introduje pero sin tocarlo, por lo que debí abrir grande mi boca pues su miembro era bastante grueso. Una vez que salió la foto, retiré mi boca. La foto se vería como si yo estuviera chupando la "pija" de Luis.

En la otra foto me sugirieron que simuláramos que Luis me practicara sexo oral. Me recosté en la cama con las piernas abiertas. Luis situó su boca sobre mi vagina y su lengua comenzó a jugar con mi clítoris. Traté de detenerlo pero era tanto el placer que me provocaba que lo dejé hacer. Una vez que salió la foto, la escena se interrumpió aunque yo deseaba que prosiguiera hasta el orgasmo.

En otra foto me sugirieron que el pene de Jorge penetrara mi "concha". Acepté con la condición que la penetración sea sugerente y sin movimiento posterior. Me coloqué al borde de la cama con las piernas abiertas. Jorge acercó su "pija" e introdujo nada más que la punta. Mi concha latía ansiosa como queriendo tragárselo. Deseaba ser cogida, pero me contenía. Una vez hecha la toma, Jorge resignado retiró su pene.

La otra foto sugerida era yo sentada arriba del miembro de Luis y que a la vez le hiciera sexo oral a Jorge. Pregunté como sacarían las fotos. Me dijeron que a través de un espejo estratégicamente colocado. Con muchas dudas por la explicación pero llevada por la tremenda excitación acepté. Jorge se acostó boca arriba en la cama, yo me senté sobre su "pija" penetrando mi "concha" hasta la mitad. Luis puso delante de mi boca su enorme pene. Lo tomé con mi mano y lo introduje en mi boca, pero esta vez lo toqué con mis labios y lengua. Sentí enseguida el pene de Jorge que se movía y se introducía completamente, quise oponerme y suspender todo pero era tal la excitación que deje que siguiera. Comencé a practicarle sexo oral a Luis y me abandoné al placer. Era directamente cogida por un hombre mientras chupaba la "pija" de otro. ¡Estaba cogiendo con dos hombres!.

Los tres nos olvidamos de las fotos. Jorge bombeaba su "pija" sobre mi "concha", mientras yo chupaba con desesperación el miembro de Luis quien literalmente me cogía por la boca. Quien estaba tan excitado por lo que pronto torrentes de semen me ahogaban. Me sorprendí tragando. El orgasmo de Luis fue tan explosivo que lo sentí en todo el cuerpo. Un torrente líquido se deslizaba por mi vagina. Jorge estaba terminando mientras yo seguía relamiendo la pija de Luis. Pronto no pude soportar más y innumerables explosiones de placer invadieron mi cuerpo y luego un profunda relajación y un ensueño.

Cuando me recuperé de ese ensueño me doy cuenta que estoy completamente desnuda en la cama y a ambos lados los cuerpos desnudos de Jorge y Luis. Me sentía una verdadera puta. Pero aún seguía excitada y pensé para que ponerme límites si ya había llegado muy lejos. Tomé ambos miembros dormidos y comencé a chuparlos. Sus "pijas" pronto estaban erectas gracias a mi boca. Ellos me pidieron me acostara boca arriba a lo que accedí. Pretendían introducirme sus "pijas" en mi boca pero sin éxito por lo que empezaron a cogerme por la boca uno por vez hasta llegar casi al mismo tiempo al orgasmo bañándome de semen mis labios, mis ojos, mis pechos. Enseguida Luis empezó a chuparme la vagina con tanta maestría que acabé en un orgasmo explosivo. Pese a todo seguía excitada, miré con cara de verdadera "putita" la "pija" de Jorge que entendió el mensaje me hizo arrodillar e intentó penetrarme por la cola pero se lo impedí por lo que penetró violentamente mi vagina y empezó a cogerme nuevamente. Luis acercó su miembro a mi boca y no dudé en chuparlo, no pasaron 5 minutos y casi simultáneamente los tres acabamos en un orgasmo maravilloso.

Exhausto los tres nos acostamos aun desnudos, yo en el medio. Le pregunté si habían tomado viagra pues fueron prácticamente una hora de sexo sin interrupciones y casi no habían perdido la erección. La respuesta de ambos lleno mi ego, me dijeron "…vos sos el viagra putita…"

Mientras me bañaba me sentía aún excitada como si no hubiese tenido poco sexo ya. Entró Jorge desnudo al baño y se metió debajo de la ducha conmigo me besó con pasión y me dijo "mi compañerota de facultad. Nunca imaginé que fueras tan putita…" mientras decía eso su "pija" recuperaba todo su esplendor me agaché para chuparla mientras le decía si soy tu putita, el me levantó por el cabello y me volvió a dar un beso que me estremeció y levantándome en vilo de las dos piernas me penetró hasta el fondo, cogiendo bajo la lluvia de la ducha y nuevamente ambos terminamos en un orgasmo único, de un placer que nunca antes había sentido. Nos percatamos que Luis se masturbaba parado en la puerta el baño mientras nos observaba diciéndome "vení putita chupame de nuevo la "pija", por lo que fui hacia el y no dudé de metérmela por la boca hasta la garganta hasta sentir al poco tiempo el chorro caliente que en esta ocasión fue tragado en su totalidad. Terminamos de bañarnos los tres juntos, me vestí y me despedí de ello con sendos besos de lengua y me fui a casa, quedando con Jorge que me llamaría cuando estuvieran listas las fotografías.

Quedé muy excitada por la experiencia. A la noche me llamó mi esposo y me preguntó si me había sacado las fotos. Le contesté que sí. Mi esposo me dijo que para abonar su fantasía le contara que las fotos me las habían sacado mis dos amigos. Le seguí la corriente contándole todos los detalles. Mi esposo se re-excito a través del teléfono masturbándose escuchando a los pocos minutos los jadeos que indicaban que había terminado.

Al otro día me llamaron nuevamente Jorge y Luis pidiéndome que fuera nuevamente al departamento para que viera las fotos. Me vestí muy provocativamente y fui a ver a los chicos. Para mi sorpresa bajó a abrirme la puerta del edificio un chico muy atractivo llamado Rolando que dijo ser amigo de Luis y Jorge. Esa historia la contaré en mi segundo relato acorde a la cantidad de lectores y calificaciones que obtenga este. Ahora ya puedo escribir sin peros pues mi esposo hace poco se enteró que esta historia que el pensó era fruto de mi fantasía fue del todo real. Por un tiempo estuvo un poco enojado pero ahora me pide de vez en cuando que la recree. Los comentarios por favor a MELYNA_730@YAHOO.COM.AR. Ahh pronto viajamos a Buenos Aires si nos escriben de ahí quien sabe si no repetimos algo…


Nuevas series de Videos Amateur
Los reyes del fuking en Internet!.

Haz click aquí para entrar!

© Melyna73

Valore y Comente los relatos que lee, los autores lo agradecerán y supondrá una mejora en la calidad general de la web.
 Comentarios sobre este Relato (31)
\"Ver  Perfil y más Relatos de Melyna73
 Añadir a Lista de Favoritos
 Reportar Relato
 Excelente
 Bueno
 Normal
 Malo
 Terrible
« VOLVER A LA PAGINA ANTERIOR IR ARRIBA  ▲
 
LWNET 1999-2014 | TodoRelatos.com v3.80
Info Legal / Privacidad / Cookies · Ayuda · Stats · Enlaces · Contacto · Webmasters (Sponsors Favoritos)